andrés suárez

«Andrés Suárez», el octavo disco homónimo del cantautor gallego

Tras un año y medio de trabajo, Andrés Suárez vuelve, ya consolidado como uno de los grandes cantautores del panorama musical español, con su trabajo más personal hasta la fecha.

La larga y –pospuesta­– espera para el nuevo disco de Suárez ha llegado a su fin. El ferrolano nos regala su proyecto más íntimo y personal, como así revela su título homónimo. Él es el auténtico protagonista de la portada, prácticamente por primera vez después de su larga trayectoria profesional. El tímido artista ahora se atreve a mostrarse tal y como es, sin filtros y con la verdad de su historia por delante. Las 10 canciones nos sumergen en una retrospectiva de su vida, historias que hasta ahora Andrés no se había atrevido a contar, muchas de ellas compuestas mucho tiempo atrás. Reconocemos en estos temas tanto al Andrés de Moraima como al Andrés más cañero de Detrás de una ventana. Esta dualidad del compositor no solo es musical, si no también de carácter, ya que hasta en la portada observamos a su “yo” más risueño y desenfadado y su otro “yo” más melancólico e introspectivo.

El disco, creado en los estudios Moraima, está producido por Tato Latorre y Toni Brunet. Ambas visiones sobre la música se palpan claramente en la confección de cada una de las canciones, como así relataba el cantautor: “Tato es modernista, con tendencia a lo electrónico. Ha llevado mi música a lugares que yo nunca había imaginado. Toni me solía llevar a la simplicidad, a la zona de confort habitual, a la orquestación orgánica. He aprendido mucho de ellos dos”

andres suarezEn prácticamente todas las canciones se percibe un sentido continuista, tanto en las baladas como en aquellas canciones que son más animadas. Los fragmentos de su pasado, recuerdos tan vívidos de viejos amores, despedidas… ya son una marca del artista de la que participan cada una de las canciones. En definitiva, son 10 fogonazos de su vida, de idas y venidas y de historias que hablan de todo.

El álbum lo abre el tema ‘No diré’, una canción con el más puro sello AS, aquel de Moraima y Mi pequeña historia; y lo sucede ‘6 de la mañana’, un tema clave en el disco. De un tono más desgarrador, probablemente sea la canción más diferente a todo lo que hayamos escuchado anteriormente del cantante por el uso de registros vocales más agudos. ‘Despiértame’ fue el primer avance de este nuevo proyecto, y describe la toxicidad de una relación dolorosa de la que consigues liberarte. Continúa con ‘Todavía puedo oírte’, de la que se destacaría sobre todo su temática, que difiere a las del resto de canciones puesto que es un homenaje al que fue su mejor amigo de la infancia, que murió a los 14 años por una sobredosis de droga. ‘Si la veis’ es otra balada de esas baldas suyas que tanto transmiten, hacia otra persona de la que se alejó por exceso de dolor.

andrés suárezLe sigue ‘Calella’, ambientada en la costa brava y con continuas referencias hacia sus lugares. ‘El cantante’ es un canto a una mujer que ha rehecho su vida alejada ya de él, aunque la sigue queriendo. ‘Nina’ fue otro de los adelantos del disco y nos muestra que también hay lugar para esas noches de amor esporádico de fiesta. ‘Un solo día’ es otra balada con gran protagonismo instrumental que nos transmite esa tristeza por una relación imposible de olvidar. El álbum lo cierra con ‘Propongo’, una canción enérgica al estilo de ‘Nina’ o ‘Despiértame’ en el que habla de si mismo mirando hacia el futuro con positividad y esperanza.

Además, con la preventa física se incluía otro disco, un EP, con 5 canciones inéditas adicionales en acústico producidas por Vicente y Richard Cano entre las cuales se encuentran, ‘Icía’, ‘Nuestra Canción’, ‘Dieciséis’, ‘Aire’ y ‘Sigas sin saber lo que es amor’.

Es inevitable al escuchar estos temas volver a imaginar la vuelta de la música en directo, de esas noches mágicas llenas de sentimientos a flor de piel, en salas pequeñas, y aún más en estas circunstancias. El Libertad 8 es continuamente mencionado en el disco, referencia a sus raíces y a sus inicios como cantautor en la capital madrileña. No había un lugar mejor para presentar en acústico este disco el próximo 25 de junio. A esta fecha se le suman otros acústicos durante el verano que servirán de preludio de la nueva gira Andrés Suárez 2020.

Escúchalo aquí:

Por: Inés Serrano

Comparte este artículo

Share on twitter
Share on facebook
Share on pinterest
Share on email